jueves, 3 de abril de 2014

RAMAS PODADAS

RAMAS PODADAS

Si el mundo terminase
mañana
me quedaría mirándolo
por la ventana.

Cuando ya no hubiese un pasado
mañana
le contaría a un árbol historias
traicionadas.

De cómo nació esa raza
despiadada
y despojó al mundo de todo
por nada.

Y el árbol entendería todas
mis palabras...
O eso era al menos lo que yo
pensaba.

Pero si esta historia no fuese
inventada
el árbol no entendería
nada.

Escucha tú, criatura
humana,
quién te dijo que podías cortar
mis ramas?

Nunca pensaste, que quizás
te equivocabas?
No, nunca... Ni siquiera
lo imaginaba.

Pobre cría, que necesita ser
reconfortada
y me mira como riqueza
desaprovechada.

No me castigues, lo juro!
yo no sabía nada...
Me creerás si te digo que en el fondo
te amaba...

Eso dice la codicia que mis ramas
cortaba
para darse calor
de madrugada.

Yo fui a hablarle a aquel árbol de ramas
podadas...
Yo creía que sabía y no sabía
nada.

Soldado Raso, Marzo 2014

DIBUJO de Antón García Jouve (mi hijo mayor), cuando era un niño pequeño...
 — con Ivan Ruiz Terrazas y 47 personas más.

No hay comentarios:

Publicar un comentario