viernes, 4 de enero de 2013

¿Que hacer con el Aceite de cocina usado?



aceite cocina
“Son como agua y aceite” es una frase muy usada para referirse a dos personas que no se llevan nada bien y quizás la deberíamos tener presente en nuestra memoria al momento de deshacernos de nuestro aceite usado de cocina pues efectivamente el agua y el aceite se llevan tan mal que de ninguna manera consiguen mezclarse. Esto significa que cuando viertes el aceite usado directo del sartén al drenaje el problema no está resuelto, en realidad apenas comienza.
El aceite al caer al agua no hará otra cosa más que acomodarse en la superficie para emprender su recorrido el cual puede tener diversos finales; lamentablemente ninguno de ellos es uno feliz.
Si vivimos en una ciudad que tiene una planta de tratamiento de agua el aceite viajará hacia allá. Dependiendo de las características fisicoquímicas del agua así como de la temperatura de las tuberías puede ser que el aceite se solidifique y comience a tapar las líneas de drenaje. Si el grasoso viajero logra llegar a su destino final, sin duda pondrá a pensar a los operadores de la planta de tratamiento de agua que ante la llegada masiva de aceites tendrán que considerar un pretratamiento biológico para el agua o bien la instalación de trampas de aceite. Estos cambios a las instalaciones significan una inversión que sin duda nos será trasladada a la tasa de saneamiento que tenemos que pagar.
 Si en nuestra ciudad no se trata el agua, el final de la película resulta triste pues un sólo litro de aceite contaminará muchos litros del vital líquido; la capa insoluble de aceite en la superficie de un río o de un lago impedirá la entrada de oxígeno y los peces serán los que paguen la factura de nuestro descuido. Grandes cantidades de aceite pueden ser causantes de desastres ambientales mayores.
La buena noticia, como dice Annie Leonard, es que este es un tema de decisiones y si nos hemos equivocado, ahora podemos corregir con simples esfuerzos:
  • Comienza por cocinar con menos aceite; será benéfico para el medio ambiente pero sobretodo para tu salud y la de los tuyos. En el caso de las frituras como las papas o milanesas cómelas ocasionalmente, prefiérelas horneadas.
  • Si usaste poco aceite, límpialo con una servilleta de papel y colócala junto con los residuos orgánicos.
  • Coloca el aceite usado en botellas plásticas con tapa; recuerda que primero debes dejar que se enfríe o quemarás la botella.
  • Con las botellas llenas de aceite usado puedes hacer varias cosas: (1) entregarlas en algún punto limpio de tu ciudad donde lo acopian para producir biocombustible (sin duda la mejor alternativa), (2) fabricar jabón casero (aquí la receta cortesía de @concienciaeco) o en su defecto (3) tirarlo a la basura tomando en cuenta dos recomendaciones, la primera es nunca tirarlo como si fuera una botella reciclable y segunda, si te es posible agrégale sosa o soda cáustica para solidificarlo y evitar derrames.
En algunos países Europeos existen muchos puntos limpios para entregar el aceite; en otros países el acopio no forma parte aún de los planes de gobierno pero existen organizaciones y empresas que lo hacen por su cuenta; aquí les dejo algunos contactos útiles:
  • En México ponte en contacto con las empresas Biofuels y Reoil para saber si hay un centro de acopio cercano a tu casa; los hay en varias ciudades.
  • En Argentina funciona el “Plan Bio” que recolecta el aceite usado para transformarlo en biodiesel al menos en la provincia de Buenos Aires; todo está en identificar el centro de acopio más cercano; aquí hay una lista actualizada de los sitios que reciben el aceite.
  • En Uruguay hasta donde he indagado no hay un programa oficial de recuperación de aceite de cocina; la Asociación CEMPRE gestiona uno para recuperar aceite de autos; los contacté para saber si reciben aceite de fritura o si tienen planes de hacerlo pero no recibí respuesta alguna. Pese a que hay varias plantas productoras de biodiesel en el país, ninguna usa como materia prima este aceite.
  • En Colombia puedes llamar a la empresa Ecogras; ellos irán por tu aceite y puede que hasta te paguen por él.
  • En Chile, en la municipalidad de La Pintana existe un muy buen programa de reciclaje de aceite usado de cocina; bastará con solicitar un bidón el cual una vez lleno será recogido en tu domicilio por el Municipio los primeros días de cada mes. En Providencia y Maipú existe también acopio pero tengo entendido que por el momento el programa sólo atiende a restaurantes y hoteles. En Santiago, la empresa Bioils ha instalado puntos verdes para recibir el aceite.
En el caso de los países donde es una empresa la que recolecta por iniciativa propia es una buena práctica reunirte con tus vecinos para poderles ofrecer un volumen mayor que sea más rentable para ellos; es nuestro deber cuidar a empresas como éstas que hacen inversiones en proyectos que construirán un mejor futuro para nuestras ciudades.
En todos los países existe también la alternativa de ofrecer tu aceite a las Universidades, Centros e Institutos donde se investiga acerca de la producción de biodiesel con aceite casero; muchos investigadores lo recibirán gustosos.
Es importante mencionar que los restaurantes prácticamente están obligados a reciclar adecuadamente su aceite; investiga si en tu comunidad lo hacen y si no, es el momento de emprender una campaña para que lo hagan.

No hay comentarios:

Publicar un comentario